Carmen Baz Rodríguez (1936)

Carmen Baz Rodríguez (1936) - Redera

Carmen Baz Rodríguez (1936) – Redera

el trabajo de las mujeres era contínuo, día y noche.

Entró en el oficio de las redes a los 7 años y a los 10 ños perdía muchos días de ir a la escuela por motivo del trabajo en las redes.

Cuenta que le gustaba tanto leer que por las noches aprovechaba cualquier “papel” escrito que había estado en la casa paterna para introducirse en la lectura. Por eso, el invierno era su estación preferida, porque al no salir los barcos al mar, podía acudir a las clases.

Recuerda que de niña no había tiempo que no estuviera dedicado a las tareas del hogar, del campo o del mar. Con los años se acumulaban más responsabilidades, en una vida que califica de “esclava” para las mujeres de entonces.

Relata el proceso de encascado de las redes, una tintura hecha a partir de la cáscara molida y hervida de los sauces. Materia prima que sacaban del monte “los de la aldea” y que era transportada en camiones y carros para vender en la parte baja de la zona del muelle de A Guarda. Cuenta cómo machacaban en una pía redonda de piedra la cáscara seca con un mazo de madera. Luego, lo echaba en un pote con agua situado encima de una caldera a leña. La sustancia hervía todo el día para que en al atardecer, a través de una tubería o volcando directamente el contenido previamente colado, cayese en un pilón donde se colocaban las redes de cáñamo para su conservación.

El teñido era fundamental para conservar las artes luego de la pesca, así como para almacenarlas en los “arcases” (arcones) de madera en la temporada del invierno.

Close Comments

Deixa unha resposta

O teu enderezo electrónico non se publicará Os campos obrigatorios están marcados con *